Noticias

Los Ángeles reporta 24 nuevas muertes por coronavirus

De las personas que murieron, 16 tenían más de 65 años, cuatro entre 41-65 y tres entre 18-40

Agencias

martes, 21 abril 2020

Agencias

Los Ángeles – El condado de Los Ángeles reportó 24 muertes relacionadas con COVID-19 y 334 casos de coronavirus el domingo, marcando su aumento más bajo de muertes en un solo día en más de una semana, publicó el rotativo LA Times.

“Aunque hay signos prometedores de que nuestros esfuerzos colectivos para detener la propagación de COVID-19 están funcionando, nos entristece informar hoy que más angelinos han perdido la vida por COVID-19, y sus seres queridos están en nuestros corazones”, dijo Bárbara Ferrer, directora de salud pública del Condado, en un comunicado.

De las personas que murieron, 16 tenían más de 65 años, cuatro entre 41-65 y tres entre 18-40. Veintitrés padecían condiciones de salud subyacentes, dijeron las autoridades.

Long Beach también reportó una muerte adicional y ocho nuevos casos del virus el domingo, lo que eleva el total del Condado a 12.349 casos de coronavirus y 601 decesos relacionados.

A nivel estatal, California ha registrado casi 31 mil casos del virus y más de mil 100 muertes por COVID-19.

Un total de 3.196 personas fueron hospitalizadas con COVID-19 y mil 163 estaban en unidades de cuidados intensivos, hasta el sábado, reportaron el domingo las autoridades. Ambos números disminuyeron levemente desde el día anterior, cuando 3.221 individuos fueron hospitalizados y mil 173 estaban en UCI.

“A pesar de la gran cantidad de muertes totales y el aumento continuo de nuevos casos, hay evidencia de que nuestros esfuerzos de distanciamiento físico están funcionando”, manifestó Ferrer.

Agregó que la capacidad de realizar pruebas en el Condado también continúa aumentando. Más de 79 mil residentes habían sido evaluados y recibieron sus resultados hasta el domingo, con alrededor del 15% de resultados positivos, dijo Ferrer.

Los nuevos sitios de prueba abrieron el lunes en Bell, en el Beverly Community Hospital en Montebello y en el Hospital PIH Health Good Samaritan en MacArthur Park, señaló la supervisora del Condado, Hilda Solís. Un sitio de prueba de acceso en el Hospital PIH Health Whittier también abrió el lunes, anunciaron funcionarios del Condado.

Los funcionarios han dicho en el pasado que la cantidad de casos reportados tiende a disminuir los fines de semana y los lunes debido a pruebas más limitadas.

Aún así, el condado de Los Ángeles anunció 81 nuevas muertes el sábado, estableciendo un récord de decesos en un solo día.

Las muertes han aumentado significativamente en la última semana en el condado de Los Ángeles, incluso cuando hay signos crecientes de que el número de nuevos casos de coronavirus en California está comenzando a estabilizarse y disminuir en algunos lugares. El condado de L.A. representa una cantidad desproporcionada de decesos por coronavirus en el estado.

Los Ángeles ha registrado muchas menos muertes que Nueva York, pero las autoridades señalaron que el reciente aumento de decesos es preocupante.

Ferrer dijo el viernes que hay un retraso natural cuando se trata de muertes, ya que las personas tienden a estar enfermas u hospitalizadas por un tiempo antes de fallecer.

También expuso que los brotes en entornos institucionales, donde las personas tienden a ser más vulnerables desde el punto de vista médico y viven en lugares cerrados, han aumentado el número de muertes.

Los residentes de centros de atención especializada y hogares de vida asistida representaron alrededor del 36% de todos los decesos por COVID-19 en el condado de Los Ángeles, hasta el viernes, dijo.

Otras fuentes de preocupación incluyen la propagación del virus entre las personas sin hogar y dentro de las instalaciones correccionales.

Un recluso en la Institución Correccional Federal de San Pedro, Terminal Island, falleció por COVID-19 el domingo, marcando la segunda muerte en ese lugar en una semana.

Micahel Fleming, de 59 años, dio positivo por el coronavirus el 8 de abril en la enfermería de la prisión, informó la Oficina de Prisiones de EU en un comunicado de prensa. Fue llevado a un hospital para recibir tratamiento adicional el sábado pasado. El lunes, lo colocaron en un respirador y el domingo, el personal del hospital lo declaró muerto, según el comunicado.

Fleming había estado bajo custodia desde el 31 de enero de 2017. Fue sentenciado en Wyoming a 240 meses por delitos relacionados con drogas.

El lunes, otro recluso, Bradley James Ghilarducci, de 73 años, murió en un hospital después de sufrir debilidad y desmayos, informó la Oficina de Prisiones de EU Los resultados de las pruebas recibidas el miércoles confirmaron que había contraído el coronavirus.

Hasta el domingo, un total de 33 reclusos y dos miembros del personal de FCI Terminal Island habían dado positivo por el virus, anunciaron las autoridades.

El brote es el segundo más grande en una prisión federal en California. La prisión de Lompoc había reportado 54 casos entre los reclusos, incluido uno que murió, y 27 entre el personal, según la Oficina de Prisiones de Estados Unidos.

Otros condados también informaron aumentos modestos en los casos de coronavirus el domingo.

El condado de Orange reportó 80 casos adicionales del virus para un total de 1.636, incluyendo 32 muertes. Un total de 144 personas fueron hospitalizadas, incluidas 56 en unidades de cuidados intensivos.

El condado de Riverside registró tres decesos adicionales y 36 casos nuevos para un total de 2.638 casos y 75 muertes. De ellos, 223 personas fueron hospitalizadas, 71 en UCI.

En el condado de Ventura, las autoridades anunciaron que la propagación del virus se había ralentizado lo suficiente como para comenzar a relajar algunas partes de la orden del Condado de permanencia en el hogar. El Condado reportó seis nuevos casos de coronavirus el domingo, para un total de 422 casos y 13 muertes. Treinta personas fueron hospitalizadas, incluidas nueve en unidades de cuidados intensivos.

El Condado modificó el sábado su orden de quedarse en casa para permitir que ciertas empresas reabran y algunas reuniones se lleven a cabo por primera vez desde que se emitieron las restricciones para combatir la propagación del coronavirus. Las reuniones se limitaron a cinco personas o menos, y las empresas debían tener no más de 10 empleados a la vez y abstenerse de servir al público.

Los parques y playas administrados por el Condado también se reabrieron durante el fin de semana, aunque algunas ciudades han optado por mantener cerradas las áreas de recreación hasta al menos el lunes.

Las órdenes estrictas de quedarse en casa y los cierres recreativos siguen vigentes en la mayoría del sur de California, en algunos casos provocando la ira de los grupos conservadores, que han organizado protestas dispersas.

Las manifestaciones contra las órdenes se organizaron en Huntington Beach el viernes, en el centro de San Diego el sábado y en San Clemente y Encinitas el domingo.

close
search

Ediciones