California

Con tapabocas y a distancia trabajan campesinos para evitar contagios

A medida que la primavera avanza hacia el verano, más cultivos entrarán en temporada, por lo que los trabajadores deben mantenerse saludables

Agencias

Agencias

viernes, 10 abril 2020 | 17:40

Los Ángeles – os trabajadores agrícolas en los campos y huertos del Valle de San Joaquín en el centro de California continúan su labor para mantener el suministro de alimentos del país durante la epidemia de coronavirus, publicó La Opinión.

Los agricultores del valle toman más precauciones para evitar la propagación de COVID-19 y sostienen que su seguridad y la de sus trabajadores es una prioridad, como lo es mantener la alimentación de las familias.

El productor local Joe Del Bosque dijo a ABC 7 que estableció una estación de lavado de manos portátil para sus trabajadores. “Estamos tomando muchas medidas para que las personas se laven las manos, se mantengan limpias y mantengan su distanciamiento social”.

Los trabajadores que recogían espárragos en la granja de Del Bosque, cerca de Firebaugh, sí practican el distanciamiento social extendiéndose a 10 pies uno del otro mientras hacen su trabajo.

El funcionario de la Oficina de Agricultura del condado de Fresno, Ryan Jacobsen, dijo a ABC 7 durante este tiempo incierto, es importante que los agricultores estén informados sobre los pasos que deben tomarse para proteger a los trabajadores.

Jacobsen dijo que los productores estaban tomando “precauciones adicionales, cubriéndose la cara, asegurándose de que haya un lavado adicional de manos durante todo el día, realmente tratando de limitar el contacto, no solo durante las horas de trabajo, sino también durante los descansos y las horas de almuerzo”.

Puede ser difícil extender la distancia entre sí mientras se trabaja en una granja, pero es un área que los agricultores tienen ya en cuenta, además de pedir que se cubran el rostro mientras trabajan y se laven las manos con frecuencia.

A medida que la primavera avanza hacia el verano, más cultivos entrarán en temporada. Y los productores reconocen que es importante que sus trabajadores se mantengan saludables, para que las familias de Estados Unidos puedan seguir disfrutando de productos frescos.