Noticias

Cadáver con coronavirus superó 24 horas en casa por colapso de servicios

Su familia se refugió en un auto, en el Bronx

Agencias

martes, 31 marzo 2020

Agencias

Nueva York – Caridad Santiago, una empleada de limpieza de MTA, murió en su apartamento en El Bronx de presuntas complicaciones por coronavirus y su cuerpo estuvo más de 24 horas junto a su familia por el colapso en los servicios públicos en la ciudad, publicó el Diario NY.

La familia, aterrada por el contagio, luego se refugió apretada en un automóvil.

Santiago fue descubierta muerta por su hija de 16 años el domingo al mediodía después de experimentar síntomas de COVID-19, incluidos problemas para respirar, fiebre, tos y pérdida del gusto durante aproximadamente una semana.

“Ella ha estado muerta en la cama desde entonces y nadie ha venido a ocuparse de eso. Todavía está en el mismo lugar”, dijo la adolescente Crystal Puertos-Salaam, el lunes por la tarde, poco antes de que la Oficina del Médico Forense finalmente llegara para retirar el cuerpo alrededor de las 3:30 p.m.

Crystal y su padre, Ernesto Salaam, dijeron que paramédicos EMS y detectives de NYPD respondieron inicialmente al hogar en Claremont Village alrededor de la 1 p.m. del domingo, pero los policías ni siquiera entraron a la habitación donde estaba la madre.

“Los detectives… hicieron que mi hija fuera a revisar el cuerpo porque estaban asustados”, dijo Salaam.

“La policía la envió allí para tomar fotos mientras estaban afuera, diciendo que no tenían el equipo adecuado para entrar allí. ¿Pero por qué poner en peligro a mi hijo? Ella sólo tiene 16 años”, denunció el esposo a New York Post.

Temiendo que su casa estuviera infectada, Crystal, sus tres hermanos y su padre pasaron la noche en la camioneta, tratando desesperadamente de encontrar ayuda.

Santiago había llamado a MTA para reportarse enferma el lunes pasado, pero no pudo comunicarse con la línea directa de empleados de la agencia, sobrecargada estos días.

“El procedimiento de la policía de Nueva York no se siguió en este caso y el asunto está bajo revisión interna”, dijo la portavoz de NYPD, sargento Mary Frances O’Donnell, en un comunicado.

El alcalde Bill de Blasio comentó además anoche en NY1 News que la muerte de Santiago “es un ejemplo muy, muy doloroso” del costo que la crisis ha cobrado a los neoyorquinos.

Hasta el lunes, se confirmó que 824 oficiales y 106 miembros civiles de la policía de Nueva York tenían el virus.                                                                                                          

close
search

Ediciones