Nueva York

Anuncian nuevas medidas para frenar contagios en casas de retiro en NYC

Duplicarán el envío de suministros de protección y personal clínico. Además se creará una 'fuerza especial' para trabajar con esos centros de cuidados

Agencias

Agencias

jueves, 23 abril 2020 | 13:20

Nueva York – Al menos 2,120 muertes por coronavirus se habían registrado hasta el martes en los 169 hogares de adultos mayores y centros de atención para adultos mayores en los cinco condados de ciudad de Nueva York, según los datos más recientes de las autoridades estatales. Y al ser esta población la más vulnerable ante la pandemia del COVID-19, el alcalde Bill de Blasio anunció este jueves nuevas medidas para aumentar en 50% los envíos semanales de suministros de protección personal a estos lugares, al igual que duplicar el número de voluntarios clínicos que trabajan en esas instalaciones, publicó el Diario NY.

“Los hogares de adultos mayores de nuestra ciudad albergan a algunos de los que están en mayor riesgo de desarrollar COVID-19“, dijo De Blasio, agregando que estos neoyorquinos “necesitan más que nunca nuestra ayuda, y por eso es que estamos interviniendo y enviando más personal y apoyo para ayudar a quienes protegen y cuidan a nuestros más vulnerables”.

En un comunicado enviado por la Alcaldía se especificó que el esfuerzo de la Ciudad para dar apoyo a los asilos de adultos mayores se ha mantenido cada semana desde el comienzo de la pandemia, y hasta la fecha se han enviado más de 10 millones de piezas de suministros médicos conocidos como ‘PPE’ (equipo de protección personal), incluidos máscaras N95, máscaras quirúrgicas, batas, protectores para los ojos y guantes.

Se especificó que esta semana se incrementarán en 50% estos envíos semanales, lo que se añadirá a las 40,000 N95, 80,000 mascarillas quirúrgicas, 40,000 protectores de plástico para los ojos, 1.5 millón de guantes y al menos 105,000 batas, que ya fueron enviados la semana pasada.

“Aunque muchos de estos lugares no son regulados por la Ciudad, sino por el Estado, nosotros vamos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para ayudar a la población vulnerable en los centros de adultos mayores”, indicó De Blasio en su rueda de prensa diaria sobre la crisis del coronavirus, refiriéndose a que la gran mayoría de los ‘nursing homes’ son instalaciones privadas reguladas por el Estado, y no por el Gobierno municipal.

El Alcalde enfatizó que era un asunto básico: “Si hay una necesidad, vamos a ver cuál es nuestra capacidad para satisfacer esa necesidad y ayudar. Es muy simple, vamos a proteger a nuestros adultos mayores”.

En los 169 centros de atención para adultos mayores que funcionan en los cinco condados, se ha registrado un gran porcentaje de casos positivos de coronavirus. Y para satisfacer las necesidades urgentes de personal en esos lugares, la Ciudad ya ha enviado 210 voluntarios del personal clínico a unos 40 hogares de adultos mayores, pero ahora se duplicará esta cantidad, elevando el número total del personal a más de 420.

La Alcaldía indicó que además de enviar más suministros y personas, también se brindará a estos lugares más orientación e información actualizada sobre procedimientos de aislamiento y pruebas. Además, el Departamento de Salud de la Ciudad (DOHMH) aseguró que han seguido trabajando con los proveedores para implementar esta guía y resolver problemas según sea necesario.

Y para reforzas todas estas medidas, la Alcaldía anunció también este jueves que se creará un ‘task force’ (un grupo operativo) para trabajar con aproximadamente la mitad de todos los hogares de adultos mayores para recopilar datos sobre el personal, PPE, manejo de los casos de fallecidos y cualquier otra necesidad.

Muertes en todo el estado

Las estadísticas manejadas por la Administración Cuomo demuestran que en menos de una semana, el número de fallecidos en hogares de adultos mayores en todo el estado de Nueva York subió a más del doble, con más de 3,505 casos, en comparación con los 1,135 decesos reportados el pasado viernes por el Departamento de Salud del Estado.

La portavoz del Departamento, Jill Montag, dijo a varios medios que las cifras actualizadas, que proporcionan datos a nivel de los condados, ahora incluyen a los residentes de hogares de adultos mayores que murieron en los hospitales, así como en las instalaciones con menos de cinco muertes, números que habían quedado fuera del recuento anterior.

Y ante las críticas de activistas y funcionarios electos que aseguran que los datos del estado ofrecen una imagen incompleta del número de muertos por coronavirus en asilos de ancianos de Nueva York debido a la confusión por los constantes cambios en las guías para elaborar estos informes, el gobernador Andrew Cuomo anunció este jueves una serie de nuevas políticas sobre la supervisión de hogares de ancianos, enfatizando que dichas instalaciones que no pueden proporcionar atención adecuada a los pacientes deben informar al Estado de su situación para que pueda ayudar a las familias a hacer otros ajustes.

“Es su obligación ética y obligación legal. Si no pueden ofrecer el cuidado adecuado a una persona, y más a una persona enferma con coronavirus que debe ser aislada, no pueden tener a esa persona en su instalación y debe ser transferida a otro centro que sí pueda. Esa es la regla y la regulación que ellos deben cumplir”, dijo el mandatario estatal en su rueda de prensa diaria sobre el coronavirus, agregando que era de sentido común: “Si no puede dar el cuidado básico, no puede tener mantener a esa persona en ese centro y debe ser transferida y punto”.

Muertes de adultos mayores por Covid-19 en NY:

  • 15,302 personas de todas las edades, por lo menos, habían muerto en todo el estado hasta el miércoles.
  • 3,505 de esos decesos ocurrieron en hogares de adultos mayores y centros de atención para adultos mayores.
  • 2,120 de las más de 3,000 muertes, ocurrieron en la Gran Manzana.
  • 55 muertos se han registraron solo en el Cobble Hill Health Center, en Brooklyn, el mayor número de fallecidos en un solo centro de adultos mayores en todo el estado.
  • 169 asilos de adultos mayores funcionan en los cinco condados de NYC.