Actualidad

Quedó varado en LAX durante 3 meses por la pandemia y ahora está ‘en casa’

Seth Tom Davis estuvo atrapado en el aeropuerto junto con su perra de asistencia, Poppy

Agencias

Agencias

viernes, 10 abril 2020 | 10:59

Los Ángeles – Estos son algunos problemas que Seth Tom Davis no había enfrentado desde que salió de Dakota del Norte, hace cuatro meses, justo antes de quedar varado en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles (LAX) durante el brote de coronavirus: ¿Dónde comprar ollas y sartenes? ¿La tienda de comestibles tendrá Fritos y aderezo ranch, ingredientes clave para la ensalada de tacos? Y uno nuevo: ¿Hay algún consultorio veterinario abierto durante la pandemia para cuidar de Poppy, su perra de asistencia?

Mientras estaba en una larga escala en LAX, en Nochebuena, Davis se durmió y le robaron la billetera. El ladrón limpió su cuenta bancaria, robó su identidad y redirigió los pagos de la Seguridad Social gracias a los que él y Poppy sobreviven, publicó el rotativo LA Times.

Davis, cabe aclarar, tiene síndrome de Asperger, epilepsia y dislexia. Entonces, navegar por el mundo puede ser difícil para él, incluso en los buenos tiempos. Los últimos cuatro meses, además, han estado lejos de ser los mejores.

Después de que The Times escribió sobre Davis y Poppy y los meses durante los cuales la Terminal 6 fue el hogar de ambos, muchos lectores donaron más de 11 mil 500 dólares a través de cuentas de PayPal y GoFundMe. Sin embargo, el problema era que PayPal había congelado la mayoría de los fondos.

Pero este martes, después de cuatro días de trabajo en el tema, PayPal finalmente le dio acceso a Davis al dinero. Entonces lo primero que él hizo fue reservar un mes en un motel de estadías prolongadas en Albuquerque, donde aterrizó junto a Poppy en días pasados. Eso le permitirá buscar un apartamento que acepte subsidios federales de la Sección 8 sin el temor de terminar en la calle. Lo segundo fue correr a la tienda de comestibles, y lo tercero una visita al veterinario.

“Nuestros equipos han estado trabajando estrechamente con el Sr. Davis durante varios días para aliviar las complejidades y los problemas asociados con su cuenta”, afirmó Bernadette Guastini, una vocera de PayPal. “Nunca fue nuestra intención retrasar su acceso a esos fondos tan necesarios, y apreciamos su comprensión durante estos tiempos desafiantes y sin precedentes”.

Un problema era la pandemia en sí. Debido a las precauciones de seguridad por el coronavirus, PayPal cerró su línea telefónica de servicio al cliente. Y aquellos que buscaban solucionar cuestiones en línea se enfrentaban a largas esperas. Además, como a Davis le robaron también sus documentos personales, la compañía tenía problemas para validar su identidad. Sumado a ello, la avalancha de depósitos a una nueva cuenta, comentó Guastini, levantó en la empresa sospechas de seguridad.

El martes por la tarde, Davis se sentía aliviado y exhausto. Su hogar temporal, comentó, está “bien”. “Tengo una cama, una cocina, un televisor, una cómoda, un baño y demás. Tengo casi todo. Me siento bien. Me siento realmente bien”, afirmó.

¿Y Poppy? Ella también se sentirá mejor pronto. El diagnóstico de su tos, sus estornudos y su aletargamiento es simple: alergia. La solución también es bastante fácil: Benadryl. “Tengo que conseguir Benadryl y un tazón gigante para mi ensalada de tacos”, comentó Davis, cuando ambos salieron del consultorio veterinario. “Estos son los mejores problemas que he tenido en mi vida”.